• Home
  • Manifiesto de la Sociedad Ecuatoriana de Salud Pública – SESP

Manifiesto de la Sociedad Ecuatoriana de Salud Pública – SESP

MANIFIESTO
Sociedad Ecuatoriana de Salud Pública

La salud es condición indispensable para el bienestar individual y colectivo, por tanto, componente sustantivo de las políticas públicas orientadas al desarrollo humano integral, constituyendo una responsabilidad primaria e ineludible del Estado, en colaboración con las organizaciones de la sociedad civil y la ciudadanía en general.

Si bien algunos indicadores de salud en nuestro país han mejorado en los últimos 30 años, los resultados son aún deficitarios, considerando el tiempo y los recursos invertidos, pues persisten brechas de inequidad y gestiones ineficientes con escaso impacto sobre la salud de los sectores más vulnerables. Además, los desaciertos en la gestión de la política pública en los últimos 12 años, que ha priorizado el modelo biomédico curativo hospitalario, agravados por el clientelismo político, han postergado la solución de los reales problemas de salud en el país.

En este contexto, la Sociedad Ecuatoriana de Salud Pública (SESP), creada en 1957 y que en algunos momentos históricos tuvo un destacado papel como impulsora de mejoramiento de la salud en el Ecuador, ha sido renovada recientemente a fin de retomar su sendero de aporte y construcción desde la sociedad civil hacia una nueva salud pública para el desarrollo social, político y económico del país.

Junto a este propósito principal, la SESP se constituye también como el espacio idóneo para la participación multidisciplinaria de profesionales salubristas que, desde sus diversos campos de formación académica, experticia laboral, visión social y política, contribuyan al repensar y quehacer de la salud pública nacional, como única causa justa y de trascendencia social, lejos de banderías politiqueras de corto plazo.

Así mismo, la SESP es la organización que promoverá el desarrollo de capacidades en salud pública mediante programas de actualización profesional y por supuesto será la pionera en la defensa de los legítimos intereses de sus asociados para que sean respetados sus derechos y su perfil técnico por sobre otras consideraciones clientelares o burocráticas.

En suma, la misión de la SESP renovada es convertirse en la organización científica y técnica con visión política de país, para orientar y contribuir en los diferentes campos especializados de la salud pública a fin de impulsar políticas, uso efectivo y transparente de los recursos, según las necesidades nacionales, para lograr el acceso equitativo a servicios de salud de calidad y condiciones de vida saludables en la sociedad ecuatoriana.

Quienes promovemos esta renovada sociedad invitamos a quienes compartan estos ideales, a adherirse en calidad de socios de la organización y a trabajar para su fortalecimiento y desarrollo a nivel nacional mediante sus núcleos provinciales. Especial llamado a los jóvenes profesionales con espíritu salubrista, a fin de que se integren a un espacio de aporte y defensa de la salud pública ecuatoriana.